Motivación para ahorrar

Ahorrar es complicado. Eso seguro. Y si además sois dos personas para poneros de acuerdo para ahorrar, aún es más complicado.

Una de las cosas más importantes para ahorrar es trabajar en equipo, y para eso es prácticamente obligatorio buscar una motivación y además que sea una motivación en común.

Nosotros hemos tenido verdaderos problemas para ponernos de acuerdo. Tenemos temporadas en las que Sergio está a tope con el ahorro y yo no tanto y a la inversa. Y la verdad es que solemos tender a echárnoslo en cara. Ya dicen que la crianza de los hijos y el dinero es una de las razones por las que más discuten las parejas. Y lo que está claro es que no se puede forzar a nadie a ahorrar, eso seguro.

De todas formas, si eres una persona soltera este artículo también te vale, ya que la motivación al inicio de nuestro camino hacia el ahorro es difícil, aunque estés solo.

Empezamos por el principio: analiza tu situación actual. Observa en qué momento estás: lo que cobras y lo que gastas. Tengo ya un artículo en el blog en el que ya explico el paso a paso para ahorrar en el 2019 y como hacer tu presupuesto. También tengo un vídeo en el que explico como ahorramos con un solo sueldo, por si necesitáis un poco de inspiración.

Este es un paso clave, ya que la mayoría de nosotros no sabemos lo que gastamos hasta que lo vemos en papel. Siéntate y analiza los últimos tres meses.

Es muy importante tener claro tu objetivo final. Para qué quieres ahorrar y por qué quieres ahorrar. Y visualízate consiguiendo tu objetivo. Es una de las herramientas más poderosas. Si quieres hacer un viaje, te quieres comprar una casa o un coche, o quieres amueblar tu casa nueva, no hay nada más efectivo que visualizar lo que quieres conseguir para ir trabajándolo poco a poco.

Si estás en pareja, puede ser complicado que los dos estéis de acuerdo en el objetivo final de tu ahorro. Si es así, es importante llegar a un compromiso y cumplir los objetivos de ambos, aunque eso signifique que cueste más tiempo conseguirlo. Desde luego que si los dos no estáis motivados para ahorrar será mucho más complicado.

Si tenéis un propósito, el dolor, el estrés y el sacrificio que supone ahorrar se convierte en un esfuerzo excitante.

Para que tus objetivos parezcan más factibles, trabaja a la inversa: piensa qué quieres conseguir y divídelo en el tiempo que tienes para conseguirlo. Así se convertirán en metas más pequeñas. No es lo mismo pensar en ahorrar 5 euros al día que 150 euros al mes o 1800 euros al año.

Además es importante que no sean objetivos excesivamente grandes. Ir poco a poco es mucho más realista y habrá menos posibilidades de tirar la toalla.

Una vez que habéis empezado vuestro camino hacia el ahorro, es importante hacer reuniones mensuales para ver vuestro progreso y que la motivación continue. Hacedlo especial. Que sea un día que os vayáis a comer por ahí, o que pidáis comida en casa. Si vais viendo progreso es más fácil seguir motivados y continuar con el ahorro.

Un truco tonto. Métete un resumen de tu presupuesto en la cartera. Y así cada vez que vayas a gastar no te quede otra que verlo y pensártelo dos veces.

¡Suerte en vuestro camino!

2 respuesta a “Motivación para ahorrar”

  1. Yo aun sigo pelando jajaja.Parece que cuanto mas quiero ahorrar mas gastos me vienen tuve que arreglar el coche,llevar a la gata a urgencias y para terminar una multa de velocidad asi no hay quien ajuste los gastos jajaja pero sigo poco a poco siempre apuntando consejos 😁😁 y te doy toda la razon ponernos los dos de acuerdo es lo mas complicado del mundo aunque tengo queque reconocer que no se lo toma tan mal como esperaba 😂😂😂😂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *