Autonomía, tareas del hogar y niños

Si visitaras un aula Montessori te darías cuenta que todo está accesible para los niños, con cosas de su tamaño y a su altura. Pero por supuesto nuestra casa no es un colegio ni tampoco un aula. ¿Cómo conseguir que nuestros hijos ayuden en el día a día?

El problema, bajo mi punto de vista está en los inicios, en los 0 a 3 años. Pensamos en ellos como más trabajo en vez de como ayuda, que nos va a costar más intentar que ayuden y que no merece la pena. Y luego pasamos al otro extremo: para que ayuden les presionamos, amenazamos, castigamos o chantajeamos. De esta manera lo único que conseguimos es eliminar la motivación intrínseca.

Y es que el planteamiento de base es erróneo: pensamos en el trabajo de la casa como algo que nadie quiere hacer y esa sensación se la trasmitimos a nuestros hijos.

Los niños de 0 a 3 años quieren ayudar de forma innata y si se les permite continuarán ayudando, de forma voluntaria, hasta la madurez.

Hay veces que todo tiene un tinte de control: el trabajo de la casa es de la familia, no solo tuyo. Y por eso mismo no solo no es responsabilidad tuya sino que además debes dejar de controlar cómo se hacen las cosas. Los intentos de tu hijo de ayudar son de verdad y si te tomas tu tiempo para dejarle ayudar con un poco de guía acabará siendo bueno en ello.

Es muy importante tener claro que tu hijo crece de manera muy positiva ayudando. El ayudar no solo es bueno para ti, sino también bueno para él. De hecho crea un sentimiento de pertenencia a la familia que será muy importante en el futuro.

Uno de los lugares de la casa que podemos adaptar para ayudar a nuestros hijos a desarrollar su autonomía es la cocina. ¿Cómo hacerlo?

  • Nevera: Adaptar la parte más accesible de la nevera para que tenga tentempiés sanos que tus hijos puedan coger a lo largo del día. Los niños sienten el hambre, el sueño y la necesidad de moverse exactamente igual que los adultos y el dejarles ser conscientes de ello y de actuar en consecuencia les beneficia más que les perjudica. Si te dice que tiene hambre dirígele a la nevera y que pueda ser capaz de servirse.
  • Cajones bajos: Normalmente estos cajones de la cocina suelen tener cosas que utilizamos menos, pero igual es momento de pensar en dejarle un par a tu hijo. Uno de ellos que contenga los utensilios para comer: un plato, un set de cubiertos y un vaso y que sea capaz tanto de poner la mesa como de recoger sus propias cosas una vez salgan del lavavajillas. El otro cajón puede tener utensilios de cocina para ayudarte a cocinar o para que se prepare sus propia comida: cuchillos, varillas, cucharas, boles y demás de su tamaño para que él pueda decidir cuándo quiere ayudarte y tenga a mano todo lo que necesite.
  • Despensa: También podemos dejarles a mano, como en el caso de la nevera, una cestita con snacks secos para que pueda servirse cuando tenga hambre.

Básicamente se trata de pensar en maneras para incluir en vez de para distraer, de dejarle formar parte de la acción real.

E incluirle en la cocina todo lo que puedas. Pensar en la receta que toca hacer esa mañana o esa noche y en cuáles de los pasos tu hijo puede ayudar. No importa que solo sea coger los trozos de verduras y colocarlos en un plato, que pueda participar. Incluso hay veces que estar simplemente observando puede ser muy beneficioso.

Si les quitamos la capacidad de decidir y su libertad, el niño se convierte en pasivo y espera a que le digan qué hacer. Los niños más autónomos son más resistentes al cambio, se convierten en buenos resolutores de problemas y pensadores críticos, aprenden a pensar por sí mismos y a actuar individualmente desde pequeños. Crecerán para ser aprendices activos, líderes del cambio, cuestionarán la autoridad y actúan.

Como decía María Montessori: “Nunca ayudes a un niño en una actividad que sienta que puede conseguir”

Si el niño es capaz de hacer una elección debemos dejarles y presentarles un entorno que le apoye.

Y tú, ¿dejas que te ayuden en casa?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *